¿Cómo tratar a una persona con demencia?

El 15 de junio de cada año se celebra el Día Mundial de Toma de Conciencia del Abuso y Maltrato en la Vejez, una fecha muy especial que estableció la ONU en 2011.

Esta fecha de celebración anual destaca los derechos de las personas mayores, al mismo tiempo que busca crear conciencia para prevenir su abuso y maltrato.

Y es que se trata de un problema global que afecta la salud y los derechos fundamentales de personas de edad avanzada en todo el mundo, y es un tema que definitivamente vale la pena abordar.

El abuso de ancianos incluye a las personas mayores que son desatendidas o que ellas mismas se desatienden por autonegligencia o demencia.

5 Consejos para tratar con una persona con demencia

Por suerte, es posible aprender a tratar y comunicarse con una persona con demencia.

Si mejoras tus habilidades de comunicación, el cuidado de personas mayores con demencia será mucho más sencillo, menos estresante y te ayudará a tener una mejor relación con tu ser querido.

Aunque es algo que lleva tiempo, veamos cómo puedes empezar a mejorar la forma en que te comunicas:

  1. Intenta tener un estado de ánimo positivo: trata de comunicarte de forma amable y respetuosa, y usa una actitud y lenguaje corporal alegre y afectuoso.
  2. Llama la atención de la persona: antes de hablar, limita todas las distracciones y el ruido, y asegúrate de que tienes su atención.
  3. Haz preguntas sencillas y fáciles de responder: intenta hacer una pregunta a la vez y que no sean demasiado ambiguas o con demasiadas opciones.
  4. Realiza las actividades paso a paso: anima a tu ser querido a hacer las actividades un paso a la vez. Recuérdale amablemente lo siguiente que tiene que hacer si lo olvida.
  5. Mantén el afecto y la tranquilidad: no siempre es fácil hacerlo, pero recuerda que a menudo las personas con demencia se encuentran confundidas, inseguras, ansiosas e incluso asustadas. Si expresa o demuestra confusión con la realidad, no intentes convencerlo de que está equivocado, en lugar de eso enfócate en las emociones que está sintiendo y bríndale consuelo.
  6. Anímalo a hacer diferentes actividades para personas mayores: actividades o ejercicios para la demencia, como salir a caminar, leer, nadar, disfrutar de juegos de mesa, asistir a actividades culturales y socializar, son excelentes para ellos.

Beneficios de las residencias de mayores

Las residencias de mayores están diseñadas pensando en el bienestar y la seguridad de sus residentes.

Vivir en una residencia de ancianos disminuye significativamente las probabilidades de sufrir un accidente o de lesionarse haciendo actividades físicas, sobre todo en las personas con demencia.

Si tienes un familiar que presenta pérdida cognitiva y te preocupa su seguridad mientras viven solos, puede que haya llegado el momento de considerar un nuevo sitio donde vivir.

En nuestra residencia de mayores el Perpetuo Socorro en Burgos nos preocupamos por mejorar la calidad de vida de nuestros residentes. Si quieres saber más sobre lo que podemos ofrecerte, ¡contacta con nosotros! Estaremos felices de ayudarte.